famosos 08082018ej 15CIUDAD DE MÉXICO.- En el mundo del espectáculo son muchos los artistas que iniciaron su carrera profesional a temprana edad. Desde muy pequeñitos estuvieron rodeados de cámaras y luces, y la actuación o la música era para ellos como un juego.

Lo lógico es que, si a un menor le apasiona la carrera artística, sus padres estén junto a él para guiarlo y protegerlo en cada paso que dé. La mayoría de estos padres suele convertirse en el manager de sus hijos para cuidar cada detalle de su trabajo, pero a veces ésta no es la mejor decisión que pueden tomar.

Un claro ejemplo lo acabamos de ver en "Luis Miguel. La Serie", en la que se muestran todas las barbaridades que le hacía Luis Rey a su hijo. Con tal de obtener éxito y dinero, no le importaban las necesidades de Luis Miguel, lo único que quería, era que su hijo siguiera trabajando para amasar una gran fortuna.

En "De10.mx" de EL UNIVERSAL decidimos repasar algunos casos de famosos que atravesaron por situaciones similares, en las que se vieron obligados a trabajar sin parar por sus padres, lo que a la larga provocó severas disputas y distanciamientos.

  • Con información de "El País", "Emol" y" Mundo TKM".

1. Luis Miguel. Gracias a la bioserie de "El Sol", supimos que su padre, Luisito Rey, lo explotó durante años. Lo sacó de la escuela y hasta lo drogó para que rindiera más en el trabajo. A los 18 años, "Luismi" se dio cuenta de los malos manejos de su padre, así que lo despidió y se distanciaron.

2. Michael Jackson. La infancia del "Rey del Pop" no fue nada sencilla. Era la estrella de los Jackson 5, pero su padre, Joe, lo explotaba y lo golpeaba. El médico personal de Michael reveló que Joe "castró químicamente" al cantante para evitar que su voz se volviera grave cuando creciera.

3. Belinda. La cantante tenía a sus padres como managers, y por años se dijo que vivían a costa del trabajo de Belinda. Hasta se llegó a decir que había intentado suicidarse por la presión que ellos ejercían sobre ella. Belinda decidió alejar a sus padres de su carrera.

4. Macaulay Culkin. Tras filmar "Mi Pobre Angelito" se convirtió en el niño mejor pagado de Hollywood, pero cuando sus padres, Kit y Patricia, se separaron, empezaron a repartirse la fortuna de su hijo. Su caso llegó a la Corte.

5. Gary Coleman. El actor conocido por protagonizar la serie "Blanco y Negro", llevó a sus padres y a su manager ante la Corte, por malversar el dinero que ganó durante su paso en dicho programa. A pesar de ganar la demanda no recuperó su fortuna y se declaró en bancarrota en 1999.

6. Jackie Coogan. Se hizo famoso en 1921 cuando protagonizó "El Niño" al lado de Charles Chaplin. Sus padres se gastaron casi todas sus ganancias y más tarde, cuando quiso tomar posesión de su dinero, su madre se lo negó. Gracias a él existe la Ley Coogan, que protege a los menores de la explotación.

7. Lindsay Lohan. Sus padres solían dar declaraciones públicas que hacían notar la mala relación al interior del matrimonio. La madre, Dina, culpó a su ex esposo de las adicciones y problemas de Lindsay, quien ha estado varias veces en rehabilitación.

8. Drew Barrymore. La actriz saltó a la fama en 1983, en la cinta "E.T. El Extraterrestre", pero a los 9 años de edad cayó en problemas de drogas y alcohol. Acusó a su padre, John Barrymore, de haberla llevado por ese camino. Se alejó de él y solo se acercó nuevamente en 2004, cuando él murió.

9. Beyoncé. Dicen que aquí no hubo explotación como tal, pero la cantante señaló que fue muy complicado llevar una relación sana con su padre, cuando él era su mánager. Mathew Knowles fue su manager desde los 9 años, pero en 2011 terminaron su relación laboral.

10. Lupita D'alessio. Gracias a su bioserie nos enteramos que ella no quería ser cantante, sino bailarina profesional. Pero su padre, Alfonso, la obligaba a golpes o bajo amenazas, a ensayar para perfeccionar su estilo, a pesar de que ella se negaba a dedicarse a la música.

El Universal / TGA 08/08/18/EJ