sedatu broncasHERMOSILLO, SON.- Un conato de bronca se suscitó la mañana del lunes en el exterior de la representación estatal de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), luego de que un grupo de 15 ejidatarias que estuvieron dos meses en plantón al exterior del lugar acusaran a trabajadores de la dependencia de querer robar documentación, esto al iniciar las labores de mudanza hacia una nueva sede.

Al respecto, Juan Pérez Gil, vocero de la Unión de Ejidos, comentó que todo inició cuando Carlos Eduardo Escobar Balladares quien fue enviado de oficinas centrales de Sedatu con la encomienda de atender y verificar el estado de los expedientes y archivos que serán trasladados a otro inmueble, lo cual generó el hecho.

“Claro que se dio un momento de tensión de incertidumbre de los compañeros al mirar que hubo una salida de unos expedientes, expedientes que fueron claramente revisados desde el interior porque tenemos a una compañera de parte de la Unión allá adentro, y hay un compromiso tácito del Doctor Jorge Taddei Bringas con personal de Bienestar de verificar que el proceso se esté dando con regularidad”.

Acuerdo tomado
Añadió que esta medida deriva del acuerdo tomado a raíz de que el presidente de la República mandató solucionar el conflicto, lo cual derivó en la destitución de Álvaro Montes de Oca Mena como representante estatal de SEDATU, a quien los ejidatarios inconformes acusaban de actos de corrupción en perjuicio de ejidatarios.

Juan Pérez Gil aseveró que el grupo de ejidatarios se mantendrá vigilante de la mudanza de archivos y mobiliario de la institución, toda vez que es parte de un acuerdo en el que se nombró a dos de sus compañeros participar en la revisión previa a la mudanza, concluyó.

exp/red/daw/sep/2019