BancoDeudas

CIUDAD DE MÉXICO.- Los bancos obtuvieron mil 731 millones de pesos de ingresos por intereses de créditos al consumo en 2017, lo que representó un aumento real de 52.8%, respecto a 2012, según los datos de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV).

El aumento de los ingresos por comisiones cobrados mediantes tarjetas de crédito, préstamos personales y de nómina fue mayor a la expansión de la cartera de crédito al consumo, que incrementó 32.28% real de 2012 a 2017.

A su vez, los ingresos por intereses fueron impulsados por tarjetas de crédito, donde se pagan los réditos más altos.

La tasa promedio ponderada anual que han pagado los tarjetahabientes de crédito que sólo pagan una parte de su deuda (no totaleros) fueron de 33.3% al menos hasta junio de 2017.

Quienes tienen tarjetas del segmento clásicas y oro pagaron tasas promedio ponderadas de 38.7 y 35%, respectivamente, mientras que en el segmento platino, dirigido a las personas de más altos ingresos, el rédito promedio pagado fue 23.6%.

Según el Banco de México, hay 22.5 millones de tarjetas de crédito en uso, de ellas, unas 18 mil se encuentran al corriente de sus pagos, pero dentro de este último grupo hay 9.4 millones que si bien no presentan retrasos, sólo pagan una parte de su deuda, con lo cual generan intereses.

En créditos de nómina, la tasa promedio ponderada fue de 24.6% a junio del 2017, y de 32.7 por ciento en préstamos personales.

El costo del crédito para las familias incrementará al mismo tiempo que se eleva la tasa de referencia del Banco de México.

EXP/REF/EV/AGT/2018