IMSS

CIUDAD DE MÉXICO.- La ocupación en unidades del IMSS alcanzó el 90% al cierre de 2018, la cual sobrepasa por 5 puntos el umbral para reducir el riesgo de infecciones nosocomiales.

En 2014, la ocupación en clínicas y hospitales del instituto era de 83% y ha ido en aumento debido a que la infraestructura médica no ha crecido al mismo ritmo que la derechohabiencia, reporta el estudio Realidad Financiera y Operativa IMSS 2019.

“Este indicador sobrepasa el umbral de 85% de ocupación, considerado un estándar que permite un nivel de atención adecuado para evitar saturación y reducir el riesgo de infecciones”, plantea el análisis elaborado por expertos en seguridad social.

El número de trabajadores del IMSS tampoco ha crecido al ritmo del aseguramiento.

Entre 2012 y 2018 disminuyó al pasar de 19.96 a 17.52 por cada mil derechohabientes permanentes.

Otras cifras preocupantes del estudio: los médicos familiares pasaron de 0.43 por cada mil derechohabientes a 0.35; las enfermeras de 2.53 a 2.20, y las camas censables de 0.82 a 0.68.

Rodolfo de la Torre, director de desarrollo social del Centro de Estudios Espinosa Yglesias, advirtió que si tiene un efecto el suspender las contrataciones porque ya el Sistema de Salud, y en particular el IMSS, está sobrecargado de tareas.

“Por ejemplo, si es un radiólogo el que está ausente y solamente hay un apoyo para esta actividad a ciertas horas, pues entonces sí se van a acumular las personas que requieran del servicio y se va a notar”, ilustró.

Consideró que el cierre de algunas clínicas de IMSS Bienestar afectará a la población que no puede cumplir con los requisitos para tener acceso a seguridad social.

EXP/REF/EV/JUN/2019